Ahora que los días son más cortos y que descienden las temperaturas, ¿no te apetece dar un nuevo aire a tu vivienda? Aprovecha el cambio de estación para apostar por una decoración de otoño de lo más acogedora y consigue un hogar lleno de estilo.

 

¿Lo mejor? No necesitas realizar una gran inversión. Pequeños gestos decorativos y un poco de imaginación conseguirán transformar por completo tu casa. 

 

Te lo contamos todo en este post. ¡Empezamos!  

 

Consejos para acertar con la decoración de otoño de tu vivienda (sin gastar demasiado)

 

Lo sabemos. Los días son más fríos, la lluvia hace su aparición y los planes de sofá, manta y peli se convierten en habituales de los fines de semana sustituyendo a las tardes de terraza y convirtiendo a los salones en absolutos protagonistas de la casa. 

 

Para sentirte a gusto en tu casa y trasladar el otoño a tu hogar, nada mejor que incluir colores cálidos, madera, velas y utilizar elementos tan característicos de esta estación como pueden ser las hojas, las piñas o, por qué no, las calabazas. Sin duda, le darás un nuevo toque a tu vivienda sin perder ni un ápice de estilo. 

 

Naranjas, marrones y amarillos, la mejor combinación

 

Si quieres conseguir que el paisaje más otoñal inunde tu vivienda, es hora de apostar por colores anaranjados, terrosos y rojizos. Así, en el salón, puedes cambiar la funda de tus cojines, rescatar tus mantas favoritas o incluir alguna alfombra de algodón ahora que ya han pasado los meses más calurosos del año. 

 

¿Y en las habitaciones? Si aún no lo has hecho, es hora de sustituir los textiles de la cama por otros que abriguen más. Los tonos terrosos y anaranjados son excelentes alternativas que dotarán a la estancia de luminosidad y calidez. Además, combinan perfectamente con otros como el blanco, el gris o el azul. 

 

Dorados y cobres, colores estrella

 

Por supuesto, los dorados y los cobres también son colores clásicos de la decoración de otoño y, con poco esfuerzo, tienes la oportunidad de incluirlos en tu vivienda. 

 

En este sentido, puedes utilizar complementos decorativos como velas, jarrones, cuadros o marcos para los espejos o incluso ponerte manos a la obra y hacerlos tu mismo. ¿Un ejemplo? ¡Preparar unas guirnaldas con hojas secas!

 

Decidas lo que decidas, el resultado será de diez y lograrás un interiorismo otoñal invirtiendo muy poco dinero. Además, conseguirás un hogar muy acogedor, perfecto para la nueva estación. 

 

Es muy sencillo incluir tonos anaranjados, amarillos y terrosos en una casa para conseguir una decoración otoñal

 

La madera, un material muy otoñal 

 

La madera ofrece grandes cualidades para la decoración y es que se trata de un material todoterreno, que queda bien en cualquier parte de la casa, desde la cocina y el baño, hasta las habitaciones y el salón. 

 

Además, ofrece un estilo único a cualquier estancia, con notas rústicas y, por supuesto, transmite una gran calidez. Tampoco hay que olvidar que su mantenimiento es muy sencillo y, por si fuera poco, es un material resistente, duradero y muy versátil. 

 

Por todo ello, utilizar madera siempre es un acierto y, en esta estación, le dará un toque muy otoñal a tu vivienda. Así, puedes realizar pequeños cambios en el interiorismo e incluir un centro de mesa en tu salón de madera o utilizar marcos de madera para vestir tus fotos favoritas. En las habitaciones, por ejemplo, tienes la opción de cambiar tu cabecero de cama por otro de madera o utilizar lámparas diseñadas con este material tan noble. 

 

Las posibilidades son infinitas y no tienes por qué gastar demasiado. Bastan pequeños arreglos para conseguir dar un aire más otoñal a tu casa con usando la madera. Además, combinará a la perfección con los colores anaranjados, dorados y terrosos de los textiles. 

 

Calabazas, piñas y hojas para una decoración de otoño perfecta

 

El otoño también es sinónimo de hojas secas y es tiempo de calabazas y piñas. ¿Por qué no utilizar estos elementos como decoración en tu hogar? 

 

Planea una excursión en familia y hazte con piñas y hojas para utilizar, por ejemplo, en tus centros de mesa o prepara una tarde de manualidades de lo más divertida para hacer guirnaldas o para pintar las piñas e introducirlas en botes de cristal que pueden adornar cualquier estancia. 

 

¿Otra opción? Crear coronas y colgarlas de la pared o en una puerta. Sin duda, una decoración sencilla y natural que transformará por completo cualquier zona de la casa. 

 

Además, ahora que se acerca el día más terrorífico del año, Halloween, puedes aprovecharlo para colocar algunas calabazas distribuidas por tu vivienda, consiguiendo una decoración otoñal sin demasiado esfuerzo o gasto de dinero. 

 

Como ves, las posibilidades son infinitas. ¡Tan solo tienes que dejar volar la imaginación!

 

¿Qué te ha parecido el post de decoración otoñal para tu vivienda? Esperamos que te haya servido. Por supuesto, si quieres decorar y cambiar el interiorismo de tu casa y necesitas ayuda, no dudes en contactar con Decomar. Estaremos encantados de escucharte y asesorarte en todo.