Los espejos decorativos son un punto clave para completar un proyecto de interiorismo, ya que no solo son un componente decorativo más, sino que, haciendo la selección correcta, son un apoyo arquitectónico aportando profundidad, jugando con la reflexión de la luz y duplicando los reflejos.

Por eso, es tan importante hacer un estudio previo de la configuración de la vivienda y de la decoración incluida en ella, ya que no se trata de colgar espejo en cualquier lado.

Cómo escoger tu espejo

Por supuesto, el aspecto decorativo de un espejo es muy importante, hemos de atender a sus formas.

Rectangular

Bien en vertical u horizontal, aun siendo la forma más clásica, es muy utilizado para la mayoría de las estancias, por sus líneas rectas y sencillas que permiten centrarnos más en el tipo de marco.

Cuadrados

En diferentes tamaños, nos permite jugar para realizar composiciones geométricas interesantes según el espacio donde esté ubicado.

Redondos

espejos decorativos

Con marco o sin marco, son líneas siempre elegantes y decorativas por sí mismas.

Irregular

Son espejos especiales por la forma y dimensiones propias, aportando el elemento decorativo sin necesidad de marco complementario.

Otro factor importante es el marcos, este sí es un elemento que atiende únicamente al proyecto de interiorismo de la vivienda. Desde los modelos más clásicos, los de estilos nórdico, industrial, minimalista, eclético.

Desde hace un tiempo, está muy valorado la restauración de espejos antiguos, no solo por su valor sentimental, sino por la nobleza y calidad de los materiales, tanto de las lunas, pero sobre todo de los marcos, metales labrados, maderas talladas, etc., aportan a su vez ese punto de exclusividad y carácter tan importante en cualquier hogar.

Dónde colocar los espejos decorativos

El lugar idóneo para colocar un espejo varía de una vivienda a otra. Por supuesto, hay lugares casi imprescindibles para ponerlos, pero se debe hacer un estudio para no abusar de ellos y que tengan relación entre sí.

Baño

Si pensamos en esos imprescindibles, lo primero que se nos pasa por la cabeza es el cuarto de baño, normalmente sobre el lavabo, pero se pueden hacer combinaciones de tamaños y agrupaciones para que no sea solo un elemento necesario, sino que nos guste, que se integre con el estilo y la tendencia que hayamos incorporado en el resto de elementos, como los revestimientos, las griferías, el mueble de lavabo etc.

Dormitorio/ vestidor

Pensamos en un lugar donde prepararnos antes de salir de casa, donde necesitamos vernos de cabeza a los pies y pensamos en espejo de cuerpo entero, bien sea un elemento exento, con su pie, su marcos, incluso giratorio, o anclado a pared en una zona despejada sin mobiliario, que además nos complete la decoración.

Recibidor / entrada / escalera

Zonas normalmente mas estrechas y oscuras, nos van a aportar amplitud y luminosidad si además jugamos con el reflejo de la iluminación.

Comedor /salón

A priori una zona donde buscamos decorar, donde podemos maximizar y potenciar los puntos fuertes de nuestra estancia a través de los reflejos, donde poder minimizar rincones menos aprovechados con el resto de decoración. Podemos optar por los espejos de gran formato, con grandes marcos según el estilo que sigamos en la estancia, o haciendo composiciones o enmarcando elementos para focalizar ahí nuestra mirada. Nos puede resultar especialmente interesante enmarcar una chimenea, o decorar una pared complementada con cuadros.

Debemos cuidar los detalles

Tan importante como el tipo de espejo y dónde ponerlo, es atender a qué es lo que queremos conseguir con él. Pensando no solo en la pieza en sí, si no en que es lo que vamos a ver en él. Valorándolo desde diferentes ángulos, es importante atender al reflejo que nos ofrece.

Un valor añadido a la decoración es reflejar un gran ventanal con vistas a un jardín, un balcón con plantas, una vista despejada de la ciudad, un elemento arquitectónico interesante dentro de la vivienda o el reflejo de un objeto decorativo de otro punto de la habitación.

Conseguir esta duplicidad de espacios nos va a aportar una mayor amplitud de la estancia, vamos a darle profundidad a la escena que estamos viendo desde el rincón de lectura, o desde la mesa del comedor.

Por otro lado, es interesante el refuerzo lumínico que nos aportan loa espejos buscando el reflejo de una lámpara o una entrada directa de luz natural, un reflejo de sol directo en un espejo es siempre interesante, pero debemos cuidar los deslumbramientos indeseados.

Cualquier pieza de espejo es, por si misma, siempre aceptada en cualquier vivienda pero es importante no olvidar todos los detalles del conjunto para garantizar la integración total de nuestro proyecto común.