Casa de vacaciones

 

 

La casa de vacaciones suele ejemplarizar nuestros sueños. Muchas veces, incluso, la segunda vivienda está mucho mejor equipada y en mejores condiciones que la vivienda habitual. La vivienda de vacaciones es el lugar que se prepara para estar a gusto todo el tiempo, es en donde queremos darnos todos los caprichos que nos podamos permitir.

 

Tu segunda vivienda

 

Al tratarse de un lugar de descanso y ocio se prepara con cariño para disfrutar del tiempo libre y relajarse. Puede que no se invierta tanto en elementos que son propios de la rutina diaria y que necesitan de una gran calidad para aguantar el ritmo de todos los días. Sí, tu segunda vivienda no va vivir con la misma intensidad. Sin embargo, hay que cuidarla muy mucho, la comodidad y el confort depende de ello.

 

 

Para que tu segunda vivienda sea confortable y agradable para ti y tu familia hay un elemento fundamental que cuidar, el interiorismo y el diseño.

 

 ¿Por qué es importante el interiorismo?

 

Gracias al interiorismo tu vivienda puede ganar en confortabilidad, es decir, estarás más contento en tu casa. Para ello hay que planificar un buen diseño de interiores y, como bien sabes, existen interioristas y empresas de reformas de interiores que pueden ayudarte en esa elección.

 

Contratar a gente especializada es muy práctico, sobre todo si acabas de realizar alguna reforma o recién has adquirido la vivienda. Así podrán asesorarte desde los primeros pasos.

En todo caso, si no vas a hacer una gran modificación en el hogar, harás tú mismo de interiorista y decorador y pondrás tu casa a punto.

 

Un buen diseño de interiores ayuda a economizar espacio, evita que la vivienda envejezca más rápido y, por otro lado, satisfará tus necesidades.

 

Si tienes una segunda vivienda para el verano y que vayas a utilizar a menudo, nuestra recomendación es que la optimices cuanto antes, así podrás amortizar el gasto cuanto antes.

 

Además, si por cualquier cosa ese año no vas a usar la vivienda de vacaciones o estás pensando en cambiarla, si el diseño de interiores es bueno, seguro que podrás mejorar el precio de venta o alquiler al que la ofertes en el mercado.

 

Decorar la casa para el verano

 

¿Cómo debo decorar mi segunda vivienda? Tu casa de vacaciones también necesita cuidados. Aunque la uses poco es muy conveniente mantenerla en buen estado. En caso contrario te encontrarás con una degradación de la vivienda muy pronto. Esto te conlleva un importante gasto económico al no haber hecho convenientemente el mantenimiento, todas las viviendas lo necesitan, incluso las viviendas que no usamos. Si las dejamos muertas o abandonadas, se degradan mucho más rápido y puede que te salga muy caro ponerla a punto.

 

 

Así pues, es importante su mantenimiento y cuidar el interior, su decoración, diseño y vigilar su estructura como si de tu vivienda principal se tratase.

 

 

Interior de vivienda para vacaciones

 

 

¿Cómo decorar tu vivienda para el verano?

 

 

Posiblemente si acabas de adquirir una vivienda para pasar estos meses de verano, estés pensando y, ahora, qué. Pues bien, ahora toca decorarla y ponerla a tu gusto. Para ello no existe una receta mágica. Sin embargo, sí que va a determinante el clima del lugar donde se localice.

 

Posiblemente sea una vivienda en un lugar cálido. Normalmente la segunda vivienda la usamos para pasar el verano y suele darse el caso que hace más calor de lo habitual. Por ello hay que aclimatar la decoración. Para ello, es conveniente crear un diseño de interiores fresco, que ayude a mantener la casa fresca, con elementos decorativos que ayuden.

 

Es recomendable usar colores claros en las paredes, como integrar mobiliarios ligeros, maderas frescas, tapices y telas finas que no guardan tanto el calor, etc. También es muy recomendable usar toldos en las ventanas y terrazas, cortinas finas y ligeras pero que mantenga bien aislada la vivienda.

 

A pesar de usar colores claros, tampoco tiene que ser todo monotono. Puedes añadir elementos de color, con tonalidades de colores vivos para que tu casa sea más alegre y transmitir esa vivacidad que tanto nos gusta en vacaciones. Con tal fin, puedes combinar hermosos y coloridos tapices con muebles ligeros de mimbre. Eso sí, según la climatología debes pensar bien si poner baldosa en el suelo o madera. Para esta decisión te recomendamos que hables con un especialista cuando realices la obra o vayas a comprar la casa.

 

La piscina en verano

 

Otro elemento fundamental en verano es la piscina. Si quieres saber más sobre piscinas en verano te recordamos este post, aquí.